El exvicepresidente de El Salvador se proclama ganador de elección interna del FMLN

El vicepresidente de El Salvador, Óscar Ortiz. EFE/Archivo

San Salvador, 16 jun (EFE).- El exvicepresidente de El Salvador, Óscar Ortiz, se proclamó este domingo como el nuevo secretario general del opositor Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), a pesar de que la autoridad electoral de la formación no ha brindado los resultados preliminares de las elecciones internas desarrolladas este día.

«Hemos ganado en 10 de los 14 departamentos del país, por lo que los resultados son claros», señaló Ortiz durante una conferencia de prensa brindada en un hotel de la capital salvadoreña casi siete horas después de concluida la jornada electoral.

El exmandatario, quien acompañó al expresidente Salvador Sánchez Cerén en la pasada administración (2014-2019), indicó que «pese a que no teníamos los apoyos institucionales logramos el objetivo y vamos a hacer cambios totales en la estructura del FMLN».

«Vamos a tener la capacidad de alianza con los distintos sectores. Más allá de todos los problemas y los obstáculos que hemos tenido, estamos seguros de que saldremos adelante», expresó.

Simultánea a la conferencia de Ortiz, la portavoz de la Comisión Electoral del partido, Silvia Cartagena, brindó una declaración en la que señaló que «lo anunciado por el candidato Óscar Ortiz no corresponde a lo escrutado por el momento, por lo tanto queremos desmentir las declaraciones que ha hecho».

Indicó que se ha escrutado el 67 % de las actas y que la diferencia, entre Ortiz y su contrincante, el exministro de Gobernación Arístides Valencia, es «muy limitada».

Ortiz, quien fue parte de las Fuerzas Populares de Liberación (FPL), tomó la decisión de participar en las referidas elecciones a pesar de que la actual Comisión Política, que aglutina a los principales líderes, pidió a varios de sus miembros no competir en las internas, incluido el exmandatario.

El FMLN adelantó las elecciones, que originalmente se realizarían en diciembre de 2020, para tratar de renovar sus liderazgos después de quedar en tercer lugar en los comicios presidenciales de febrero pasado, en las que resultó ganador Nayib Bukele, de la derechista Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA).

Además de perder la Presidencia, el FMLN sufrió en marzo de 2018 una debacle en los comicios legislativos, con lo perdió peso en la Asamblea Legislativa en la que solo cuenta con 23 diputados, lo que lo convierte en la segunda fuerza política.

La también opositora Alianza Republicana Nacionalista (Arena), de derecha, cuenta con 37 parlamentarios y GANA con 10, de los 84 que conforman el Congreso.